Warning: session_start(): open(/tmp/sess_31e8efb0af29c190531f316487342da5, O_RDWR) failed: No space left on device (28) in /var/www/vhosts/diariodeibague.co/httpdocs/wp-content/plugins/trash-duplicate-and-301-redirect/trash-duplicates.php on line 215

Warning: session_start(): Failed to read session data: files (path: ) in /var/www/vhosts/diariodeibague.co/httpdocs/wp-content/plugins/trash-duplicate-and-301-redirect/trash-duplicates.php on line 215
Isla de Providencia antes y después del paso del huracán Iota - Otras Ciudades - Colombia - diariodeibague

Isla de Providencia antes y después del paso del huracán Iota – Otras Ciudades – Colombia



El paso del huracán Iota por el archipiélago de San Andrés afectó gravemente a los habitantes de la isla. Sin embargo, Providencia fue la zona que se llevó la peor parte.

Aquí le mostramos algunas fotografías de cómo era la isla de Providencia antes del arrasador paso de Iota y cuál es el estado de algunos parajes en estos momentos.

Desde el sábado 14 de noviembre las autoridades señalaron que se encontraban en alerta máxima. La Gobernación de San Andrés y Providencia decretó la medida de toque de queda en el archipiélago con la intención de reducir el impacto de Iota.

(También puede interesarle: ‘Los servicios turísticos en San Andrés siguen activos’: Duque).

Se dictaron medidas para restringir la actividad marítima y la Aeronáutica Civil informó que cerraría de forma indefinida El Embrujo, que es el aeropuerto de Providencia.

Calle cercana a la Alcaldía Providencia y Santa Catalina.

El pasado domingo 15 de noviembre, Norberto Gary Hooker, alcalde de Providencia y Santa Catalina, dijo que seguía en la sala de crisis para estar al tanto del avance del huracán. Les pidió a los ciudadanos que se resguardaran en sus viviendas o en los refugios.

(Puede leer: ‘No queremos evacuar la isla de Providencia’).

Durante la madrugada del lunes 16 de noviembre la comunidad de Providencia reportó casas destechadas e inundaciones en varios sectores. En un principio, las autoridades informaron que solo había pérdidas materiales.

Fachada del hotel Sol Caribe Providencia

Sobre la 4:30 a. m., y tras dar su primer gran impacto en Providencia, Iota se transformó en un huracán de categoría cuatro, “con vientos máximos sostenidos de 230 kilómetros por hora y una presión mínima central estimada en 933 milibares”, según el reporte del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam).

(También puede leer: Los hoteleros en San Andrés claman el regreso de turistas).

Siete horas después, Iota pasó a categoría cinco siguiendo su camino hacia Centroamérica. “Se esperan vientos extremadamente peligrosos y marejada ciclónica amenazante a la vida a lo largo de la costa noreste de Nicaragua y este de Honduras”, dijo este lunes, mediante un boletín, el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Estados Unidos.

Supermercado cercano a la Alcaldía de Providencia y Santa Catalina.

Entretanto, y mientras el Gobierno colombiano y la Fuerza Aérea preparaban la asistencia humanitaria de emergencia alimentaria y no alimentaria para San Andrés, Providencia se quedó durante 15 horas incomunicada del resto del país. Panorama que desató gran incertidumbre.

(Vea también: El monto que donarán congresistas para damnificados por huracán Iota).

En las horas de la mañana del lunes 17 de noviembre el presidente Iván Duque logró comunicarse con Norberto Gari Hooker, quien le dio los primeros reportes.

El mandatario mencionó la muerte de una persona no identificada y una afectación en el 98 % de la infraestructura de Providencia.

Torre de control del aeropuerto de Providencia.

Después de dejar prácticamente devastada la isla, además de las afectaciones en San Andrés, Iota se dirigió a Centroamérica reduciendo cada vez más su fuerza. La misma mañana del 17 se retiró el aviso de tormenta tropical para San Andrés, Providencia y Santa Catalina, aunque continuaron las lluvias.

(Lea también: Providencia dejó de existir como se la conocía).

La coordinadora médica del hospital local de Providencia le informó, en una llamada, a Yudy Gallego, directora del Hospital de San Andrés, que no había dónde atender a los heridos.

Providencia se quedó sin hospital.

El Hospital Local de Providencia quedó completamente destruido.

Conforme la emergencia amainó se conocieron los relatos de algunos sobrevivientes al huracán. Algunos tuvieron que esconderse en baños mientras pasaba el desastre.

(Además: Activan plan para reconstruir sede de la Fiscalía en San Andrés).

El presidente Duque, quien en la tarde del lunes 16 de noviembre llegó a Providencia para gestionar las ayudas humanitarias a los damnificados, aseguró que “es la primera vez que un huracán de categoría 5 llega al país”.

La llegada de Iván Duque a Providencia – Aeropuerto El Embrujo

La tragedia sin precedentes dejó a unas 5.000 personas en medio de una auténtica crisis humanitaria.

(Puede leer también: Partido Liberal envía sus primeras ayudas a San Andrés y Providencia).

“Lo de Providencia es una destrucción total porque todas las casas están destruidas. Si aquí había 2.000 casas van a tener que construir 2.000 nuevas porque todas se fueron, incluyendo los hoteles y las posadas”, fueron las palabras de Carlos Archbold Corpus, habitante de la isla, a este diario.

Posada Seven Colours Ocean

En Agua dulce, reconocida como la zona más turística de Providencia, la mayoría de hoteles y posadas quedaron completamente destruidos.

(También le puede interesar: Video: durante huracán habitantes se refugiaron en baños).

El aeropuerto también perdió parte importante de su estructura. Allí aguardan decenas de personas por la posibilidad de abordar uno de los vuelos humanitarios rumbo a San Andrés.

Vista aérea de Providencia

(Le puede interesar: Las nuevas imágenes que muestran magnitud del desastre en Providencia).

Actualmente, el Gobierno Nacional y la alcaldía de Providencia hacen presencia y se encargan de llevar comida y abrigo a los habitantes. Sin embargo, Ronny Suárez, enviado especial de EL TIEMPO que cubre el siniestro, aseguró en uno de sus reportes que “falta mucho” para cubrir todas las necesidades de la población.

Tendencias EL TIEMPO